El Reino de Chile: Retos de la Palabra y la Imagen

Anales de Literatura Chilena – Diciembre 2016 

Pontificia Universidad Católica de Chile

Director: Pedro Lastra.

El Reino de Chile: Retos de la Palabra y la Imagen

Estudios monográficos.

Coordinados y editados por Sarissa Carneiro.

Roberto Rivera Vicencio

Interesante número (26) de Anales de la Literatura Chilena, dedicado a estudios que abren nuevas perspectivas y lecturas sobre nuestro pasado, esencialmente a través de la crisis temporal que impregna nuestra sociedad actual y el tipo de relación que así establece con el pasado, presente y futuro. Así, en una suerte de introducción, Sarissa Carneiro (La duración colonial en la crisis del tiempo discontinuo de hoy) nos remite al filósofo Byung-Chul Han quien discrepa de quienes atribuyen los cambios temporales a la aceleración del tiempo, para quien esta no es más que uno de los muchos síntomas de una causa más profunda: la dispersión temporal, la disincronía del tiempo, producto de su atomización. Esta dispersión no permitiría experimentar ningún tipo de duración, dado que la vida misma ya no se enmarca en estructuras ordenadas o coordenadas que rijan el tiempo. Al carecer de toda forma de unidad de sentido, la vida se ha transformado – sostiene Byung-Chul Han – en una carrera interminable sin rumbo, una incompletud permanente y un comienzo siempre de nuevo. El presente se reduce a “picos de actualidad” que no duran más que instantes, pues se ha perdido cualquier tensión narrativa o teleológica y el tiempo “se descompone en puntos que dan tumbos sin dirección alguna”

Una muy interesante perspectiva o alerta de lectura y relectura de textos coloniales sobre relatos de viajes, Sarmiento de Gamboa, el Inca Garcilaso, Diego de Rosales, el Abate Molina, textos de Pedro de Oña a quien dedica una íntegra segunda parte; Alonso de Ovalle, Francisco Núñez de Pineda y Bascuñán de “Cautiverio feliz” y Manuel de Alday.

 

Roberto Rivera Vicencio, Santiago, 1950. Ha publicado el libro de cuentos “Santos de mi devoción” (Simplemente Editores, 2010); la novela “Piedra azul”, (2001, Bravo y Allende); la novela “A fuego eterno condenados” (Editorial Balandro, 1994); “La pradera ortopédica” (Ediciones Cerro Huelén, 1986).