Cientos de personas se dan cita en la SECH durante el Día del Patrimonio Cultural

Familias completas y  muchos extranjeros visitaron la Casa del Escritor para adentrarse dentro de toda su tradición e historia.

Mayo, 2017.- Fue una mañana diferente. El Día del Patrimonio Cultural en nuestro país se ha convertido ya en toda una institución que transita entre la nostalgia de la tradición, para aquellos con más edad, y la novedad de otros tiempos que son casi reliquias, para los más jóvenes. En la Sociedad de Escritores de Chile (SECH), ubicada en Almirante Simpson #7 se conjugaron esos dos mundos en una amalgama que reunió a niños, jóvenes y adultos en una cantidad que año a año aumenta.

Es que la historia tira y en la Casa del Escritor hay mucho de eso último. Una buena cantidad de historia y de vidas que se continúan construyendo en torno al quehacer literario y de este lugar. Desde el año 2000, cada último domingo de mayo es un momento especial para la SECH y sus visitantes.

Reflexionar acerca del rol que ha jugado esta institución en la profesión del escritor, los valores entregados a la sociedad y la herencia cultural que ha ido dejando a través de los años, fueron algunos de los principales focos de atención de los cientos de visitantes que se dieron cita durante esta oportunidad única.

“La gente se sorprendió mucho al ver cómo era la Casa del Escritor. Muchos descubrieron algo que ni siquiera imaginaban que había ocurrido o sigue ocurriendo ahí, como eventos o talleres, etc; Entonces, la sensación es que esta es una casa muy viva”, señaló Carmen Luz Muñoz, secretaria ejecutiva de la Sociedad de Escritores de Chile y una de las encargadas de recibir a los visitantes que llegaron hasta el lugar.

Familias completas, y también muchos extranjeros, recorrieron los recovecos de una de las casas con más historia de nuestro país y se deslumbraron con sus enormes salones, además de llevarse ejemplares de la revista Alerce y los recuerdos que ofrece para los visitantes el Día del Patrimonio Cultural.

“Es una instancia preciosa y en la que uno se da cuenta que en el último tiempo sirve también para el encuentro de la familia chilena no solo con la historia, sino con uno mismo”, explicó Cristián Silva, uno de las personas que se dio cita junto a su familia en la Casa del Escritor. En el marco del Día del Patrimonio Cultural de Chile fueron más de mil actividades las que se realizaron a lo largo del país, siendo la SECH parte de este circuito nacional que año a año crece y convoca a más personas a vivir y sentir nuestra historia.